lunes, 27 de febrero de 2012

A pesar de sus indiferencias, tenían algo en común; se morían el uno por el otro.

He dejado de amargarme porque se que lo que tuvimos fue real, y si en algún lugar en un futuro lejano nos reencontramos en nuestras nuevas vidas, te sonreiré con alegría, y recordaré como pasamos el verano, aprendiendo el uno del otro y creciendo en el amor.
El mejor tipo de amor es aquel que despierta el alma y nos hace aspirar a más, nos enciende el corazón y nos trae paz a la mente, eso es lo que tú me has dado y lo que yo esperaba darte siempre.




sábado, 25 de febrero de 2012

No quiero que vuelvas, ya no te espero.

Quizás sea eso, el hecho de no poder tenerte, de no verte; que haga que para mí ya no seas tan importante como antes. Vale sí, mentiría si dijera que no siento nada por tí, porque no es así, siento cosas pero no con la misma intensidad, tan solo es ese cariño que se le coge a ciertas personas. Sí, sigues ocupando un hueco en mi corazón y en un lugar de mi mente, pero ya no abarcas tanto como lo hacías tiempo atrás. Se me hace difícil recordarte, ya no te veo en sueños. Y pensar en lo que podría haber pasado, en empezar una nueva historia, nuestra historia, para mi ya no tienen ningún sentido. Podría reconocer que aún sigo con la ilusión de que vengas y me digas que aún siente algo, que me quieres, pero si te tengo que ser sincera, ya no quiero que vengas. Se que volverías a hacerme daño y no, no quiero. Porque si va a venirme a romperme el corazón, que sea en pedazos que te quepan por el culo. Que ahí te puedes quedar con tus mentiras y promesas, que ya no sirven de nada. Que aunque aún te quiera, yo ya ni te espero, ni quiero que vuelvas.

lunes, 20 de febrero de 2012

Cariño, tíos como tú sobran en el mundo.

+ Te mereces un aplauso.
- ¿Yo?¿Por qué?
+ ¿Por qué? por mil razones amor.
- A ver,dime.
+ Te mereces un aplauso por todas las veces que has dicho un "te amo" sin sentirlo. Te mereces un aplauso por haber hecho llorar a varias chicas, rompiéndoles sin ningún tipo de piedad el corazón. Te mereces un aplauso por todas las veces que dices haberte enamorado, cuando en realidad nunca lo has hecho. Te mereces un aplauso por llevar acabo la hazaña de tontear con chicas haciéndoles creer que tienen oportunidades. Te mereces un aplauso por saber perfectamente como hacer que me enamore de ti...¿Te parecen suficientes razones?
- Me temo que si que me merezco ese aplauso.
Pues lo siento mucho cariño, porque yo no seré quien te lo dé.
- ¿Por qué?
+ Porque no voy a gastar energías en un tío como tú. Se siente.


jueves, 16 de febrero de 2012

Ella, mi hermana, mi vida, mi mejor amiga.

Cuantas cosas podría decir de su sonrisa, que es bella, que es sencilla, que ilumina, que alaga, que enardece, que alegra, que brilla,que da vida, que enamora, que es mágica, ilógica, que enloquece, desquicia y sonroja, que es dulce, que es preciosa, que es divina, que canta, que es brisa, amor, tranquilidad y paz, que tiene colores nunca imaginados, que el tiempo se detiene cada vez que aparece, su sonrisa es inocente, es eterna, silenciosa, lenta y cariñosa, que apasiona, que complace, que deleita, que me estremece, que promete, que alivia, que germina, transcurre y se oculta que retorna, que enciende, que perdona, que silencia, ahora dicha sonrisa esta iluminando su precioso rostro. Es ella, y su sonrisa, es mi mejor amiga. Para mi querida y única hermana de sangre, Dafne.



domingo, 12 de febrero de 2012

Si hacer el amor alarga la vida, ¡Ven aquí y hazme inmortal!

Ven. Túmbate a mi lado. Mira el cielo, está precioso; mientras tanto yo te voy a mirar a ti ¿vale? Eres mucho más bonito. Me encanta hacerlo. Me encantas tú. Ojalá te quedaras aquí siempre, ojalá durmieras conmigo cada noche. Es tan agradable... Me encanta tu presencia, tu calor. Ahora eres tú el que me mira.. ¡Para! me pones nerviosa. ¿Te quedas esta noche? prometo despertarte a besos y comerte con la mirada a cada hora. Me apetece besarte. Mucho. Muchísimo. Me gustas tanto.. No sé porqué si eres un imbécil. Pero me pasaría horas besándote y no me cansaría de hacerlo. A media madrugada te taparé con una manta y te observaré de dormido, es que eres aún más bonito.Me vuelves loca, mis ojos me delatan. Me superas. Eres un jodido borde. ¿Hoy te cojo de buenas? Báh, es igual, en menos de quince minutos habrás cambiado de humor. Enfadado me gustas más. Cuando pierdes los modales. Úfff, así tumbado, paralizado estás tan guapo... Incluso tu perfil es bueno. Qué asco. Estoy perdida. Ni se te ocurra sonreir porque entonces saltaré encima de ti y no tendrás cómo escapar. Te voy a hacer el amor toda la noche, sí, sin duda. No vas a salir por esa puerta hasta que me haya cansado de mirarte, y eso no va a pasar. Ha llegado la hora de que lo sepas. Estás tan lindo así, despeinado y sin arreglar. Te muerdes el labio. Me acabas de matar. Te has quedado dormido. Descansa, porque van a ser las tres. Y voy a ir corriendo a la cama a despertarte susurrándote al oído lo mucho que te deseo. Arriba amor, ha llegado la hora de matarte a besos. 



jueves, 9 de febrero de 2012

Si nada es para siempre, déjame ser ese nada.

Y me colaré en tu casa, entraré en tu habitación de puntillas, y mientras duermes te besaré, después me colaré en tus sueños, rápida, precisa, sin que me tiemble el pulso, apareceré allí en el rincón de tu mente que proyecta tus deseos, como Freddy Krueger, no quiero matarte pero si enloquecerte,vivir en tu mente, haciendo que me quieras cada día un poco más, haré que despiertes tan loco por mí que no podrás evitar llamarme a las cuatro de la mañana para oír mi voz, para decirme que me quieres. Me marcharé silenciosa como el ladrón que huye de la escena del crimen. El plan perfecto.



miércoles, 8 de febrero de 2012

Dame el tiempo que no te haga falta, y prometo convertirlo en caricias en tu espalda.

Esta mañana se ha colado un rayito de sol, esta mañana si que hacía calor.Por fin he podido dormir a tu lado, fue la noche que más esperaba. Teníamos todo la noche por delante, dos cuerpos adictos al exceso. Nunca pensé que sería tan bonita. Te tenía arremetido entre mis brazos, cuerpo con cuerpo, y mucho tiempo por delante, y al final acabamos como no nos esperábamos, sudados, dándonos amor, apasionados como nunca antes lo habíamos hecho. Fue una noche fantástica, nos mantuvimos caliente en aquella noche de Invierno, parecía que estuviésemos en plano verano, pero no, todo fue gracias a tí, y por toda tu pasión para darme todo lo que podías y más, mientras yo disfrutaba del momento y te tenía junto a tí, ambos ilusionados, comiéndonos los labios, rozándonos la piel y tremendamente excitados. Surgió el amor, el amor verdadero.Aquella noche pasé calor.Y con el tiempo que nos sobró, lo convertí en caricias en tu espalda.Esta mañana amanecí en tu cama.

Your life, your voice, your reason to be.

martes, 7 de febrero de 2012

¿Qué más quieres? ¿Quieres más?

                                                                                 Quiero y no quiero querer
                                                                                 a quien no queriendo quiero.
                                                                                 He querido sin querer 
                                                                                 y estoy sin querer queriendo.
                                                                                 Sí, por mucho que te quiero,
                                                                                 quieres que te quiera más,
                                                                                 te quiero más que me quieres,

                                                                           ¿Qué más quieres?¿Quieres más?


viernes, 3 de febrero de 2012

Dejar de...

Dejar de pensar, de mirar, de decir que no, que sin ti no. De dar vueltas en mi habitación con mil preguntas en mi cabeza sin encontrar en ningún momento respuesta alguna a ninguna de ellas. Dejar de soltar todo el aire en una carcajada y después más delante, respirar. De perder mi mirada con el horizonte, dejar de cruzarme con él. De esperar algo inesperado. Dejar de pensar en el pasado y meterme en la cabeza la idea de que tan solo importa el hoy el mañana y lo que queda por vivir. Dejar de abandonar sueños por miedo a fracasar, sin antes no haberlo intentando. Dejar de sonreír por aquel imposible que se esfumara de mis manos cuando la realidad me obligue a despertar. De no volver a recorrer aquel camino que no tiene meta, que sabes que no llega a ningún sitio, solo porque quieres recorrerlo. Dejar de pensar que a veces la ciudad parece un mundo. De pensar que querer no es poder, de estar, de rendirme, de soñar, de ilusionarme. 



Hoy es uno de esos días...

Hoy es uno de esos días en los que no te apetece hacer nada. Uno de esos días de pijama. Días de cama, de sofá, de tele, o como lo quieras llamar. No quieres salir, no quieres hablar con nadie, nada. Intentas hacer algo para entretenerte; algún juego, el ordenador, o lo que sea. Pero es inútil. Das mil vueltas por tu casa, te tumbas, te vuelves a levantar, pero sigues igual de aburrida. Supongo que es lo que tiene estar mala. Que al igual que hay días increíbles, preciosos, nevados, locos; también los hay aburridos y deprimentes. Pero es lo que toca, y como siempre, tendremos que mirar lo positivo de las cosas; exista o no.